Skip to main content

Se trata del segundo mes consecutivo con tendencia positiva. En tanto, el precio cayó 2,9% durante agosto.

El INE dio a conocer ayer la producción de cobre en el país al cierre del mes de julio, cifras que se realizan con estimaciones, a diferencia del trabajo que realiza Cochilco con la información entregada por cada compañía, por lo que suelen existir pequeñas diferencias. De acuerdo con esta información, la producción de cobre creció un ligero 0,5% en el país respecto a julio de 2020, llegando a 470 mil toneladas, versus las 467 mil toneladas vistas en el séptimo mes del año pasado.

En el acumulado anual, la industria está casi 1% por debajo del ejercicio anterior, y desde el mercado apuntan a que el segundo semestre el indiciador podría seguir cayendo, aunque la producción total estaría muy cerca de la vista en 2020.

Por ejemplo, uno de los impactos que se podrían apreciar el segundo semestre tiene que ver con la sequía, en que una de las faenas más grandes del país –Minera Los Pelambres, de AMSA–, anunció un ajuste en su guía de producción producto de la menor disponibilidad de agua. Esto se suma a las restricciones sanitarias en las faenas, y debiese existir algún efecto en los indicadores por las huelgas en Caserones y Andina de Codelco.

“La producción ha dejado de caer en los últimos dos meses, pero mantengo una visión de que la producción en Chile no tendrá un desempeño expansivo hasta el próximo año. Nuestra estimación es una caída este año de 0,7% respecto a 2020, lo que va cambiando con el tiempo”, explica el director ejecutivo de Plusmining, Juan Carlos Guajardo. Respecto al precio del mineral, ayer cerró en US$ 4,29, con un alza de 1,18%, siendo la primera jornada de cotización, luego que se conocieran los planes de la Fed el viernes pasado.

El mes de agosto el metal retrocedió un 2,9%, en un período marcado por su alta volatilidad. A nivel anual, el cobre promedia US$ 4,16 por cada libra, un avance de 22% respecto al cierre visto en 2020.

Fuente: El Mercurio